martes, 25 de noviembre de 2008

Exámenes finales: balance definitivo (a falta de Mecánica)

Sé que no os importan una mierda mis notas, pero hablaré de ellas. Igualmente, pocos son los que me leen (que digan lo contrario en los comentarios si eso) así que realmente da bastante igual.

Como dice el título, falta Mecánica. Los profesores siguen con su tradición de no decir la nota en un tiempo razonable. Dicen las malas lenguas (y las buenas también, la verdad) que lo hacen para que la gente no se deje la asignatura después del parcial y lo están consiguiendo. Las clases de Mecánica siguen sobrepobladas, como siempre porque todos tenemos la esperanza de haber sacado una nota muchísimo mayor de lo que creíamos. El examen final será una reventada monumental.

Me queda un 5,5 de Álgebra, supera en un punto lae estimación post-examen, lo cual encarrila la asignatura hacia el aprobado. Tengo unos deberes que hacer mañana y entregar pasado mañana y no creo que me de tiempo de terminarlos, pero bueno. Los exámenes de clase también contarán, pero esa ya es harina de otro costal. Como reflexión, de nuevo se repite la tradición del exámen talismán, que siempre es el priemro de la tanda.

Hoy he ido a revisión de Dibujo, que por supuesto no ha servido para nada. No sé ir a revisiones, lo siento, es un defecto que tengo. Considero que siempre reconozco mis errores y creo que lo hago con demasiada facilidad. No soy capaz de mentirme a mí mismo y decir que sí, que lo he hecho bien y tú, profe, lo stás interpretando mal. Es que realmente lo tengo mal y lo reconozco. Por eso no he subido del 3 que ya tenía. Había estimado un 3,5 así que estoy medio punto abajo. "¡Que no nos engañen!" diría Joan Laporta: estoy en el camino del aprobado, muy encarrilada, aunque la profesora me ha amenazado para el final con que cuidado con los sustos que nos puedan dar a los que vamos a exprimir lugares geométricos y axonométrico.

Quizá la gran decepción ha sido Cálculo II. Ni soñaba con aprobar, pero el 2,5 me dejó bastante chafado. La estimación era de 3,8 así que no fue un día feliz el de revisión de CII. Como siempre, reconocí limpiamente mis errores en vez de suplicar que me contaran ese ejercicio. El 0 pelotero que me labré en el último ejercicio ya terminó con todas mis ganas de reclamar y me fui con el rabo entre las piernas.

La sorpresa, Oscilaciones, Ondas y Termodinámica. Con un 4,52 (estimación de 4,0) dejo la asignatura también encarrilada, pero esta con más dudas, y ahora contaré porqué. El examen se dividía en un 60% teoría en donde he sacado un 7. El otro 40%, problemas, he sacado un 0,8 y eso me preocupa ya que en el examen final la proporción se invierte. Por eso no me fío, aunque este 4,52 ha supuesto un buen empujón a una asignatura que ya daba por muerta y enterrada.

Por último, Química II. La revisión sólo sirvió para constatar que soy muy lerdo aunque con un 3,5 (un punto arriba en la estimación) se puede decir que salvé los muebles y que lo peor ya ha pasado. Entre laboratorios y hostias varias, aprobando el examen final (de orgánica) aprobaré la asignatura, así que este 3,5 puede ser interpretado de varias formas. YO la interpreto como una encarrilación de la asignatura pero todo está en el aire.

Conclusión: tengo cuatro asignaturas (a falta de saber Mecánica) que pintan bien para ser aprobadas. La resolución del enigma, a finales de enero. Y ahora fantaseemos un poco, que ya toca:

Pongamos que aprobara cuatro, con lo que me quedarían dos que serían Mecánica y Cálculo II, por decir algo. Con dos suspendidas, podría matricularme de dos más de tercer cuatrimestre, donde Dibujo II entraría como primera opción y luego podría estar en Cálculo III posiblemente. Por tanto, cursaría Ciencia de Materiales sin matricularme, como ha hecho muchísima gente y todos han aprobado este parcial (de hecho, no conozco a nadie que me haya dicho que haya suspendido el parcial de Materiales). Pero bueno, como las previsiones del fútbol americano, todo esto son los castillos en el aire que tanto me gusta hacer.

6 comentarios:

Magi Ramentol dijo...

comence a leer tu blog, hace mas o menos 365 dias.

Como tu, yo tb soy de Rubi. Y llegue a este blog de casualidad. Pero desde el primer dia me enganche a todo lo que escribias...

Osea que tienes en mi a un firme seguidor. Es mas los dias que no publicas lo echo de menos.

Ahora estoy viviendo en Irlanda. Trabajando. Y todos los dias desde el curro, me conecto a tu blog. Pongo en el GOOGLE "a traves de mis gafas".

sigue escribiendo. seguro que como yo hay muchos mas.

Daniel Alarcón dijo...

Muchísimas gracias por tu comentario y tu visita. No sabía que hubiera "asiduos" a leer el blog así que a partir de ahora tendré que empezar a sentirme algo mal cuando me paso muchos días sin actualizar. Lo hago cuando tengo algo de tiempo libre o cuando lo necesito pero no siempre acabo escribiendo como me gustaría hacerlo. Tendré que cuidar más la calidad de las entradas, que últimamente no está siendo todo lo alta que desearía.

Pues eso, muchas gracias y sigue visitándome, aunque sea desde Irlanda.

Anónimo dijo...

No hay que tener muchos lectores, sino buenos lectores. Como el que ha comentado el primero.

Celebro que vaya la cosa bien. A ver si se saca primero, que luego todo viene rodado. Ánimo.

Daniel Alarcón dijo...

Gracias "anónimo", todos los deseos de suerte son pocos; sobretodo cuando tu cabeza depende de un tío que se ha levantado de mala hostia porque ayer discutió con su mujer.

Anónimo dijo...

En The Wall, de Pink Floyd, explican una historia de profesores parecida a la que temes. Aunque es en ensenyament secundari...

Daniel Alarcón dijo...

Gracias por tu comentario, "anónimo". Hay que decir que los niños que cantan en "The Wall" dicen que no necesitan ninguna educación. Al contrario que ellos, nosotros sí la necesitamos para aprobar y todo eso; pero una de las frases más repetidas en la ETSEIAT cuando se habla de injusticias académicas es: "Si no te gusta, te vas a técnicos." Sólo queda la resignación y el derecho a pataleta (aprovéchalo antes de que nos lo quiten).